martes, 22 de mayo de 2007

bendita tendencia

Ya no se puede pedir más. ¿A quién, en representación de la fundación tallacuarenta, he de ir yo a darle benditas gracias por despertarse iluminado y decidir que, además de la fantástica holgura del minidress nos regala doce inmensos centímetros de altura? Dime, ¿¿a quién???

*nota: el padre de la humana inestable diría que es como jugar al mus y ganar.

1 comentario:

LA MALAGUEÑA FASHION dijo...

jejejje el rollo es como tu bien dices lo que pesan.... aunque visto desde tu punto... jajajjaj tiene hasta sus pros!!

Muakissssssssss y muy chulas tus alpargatasplataformeras!