sábado, 5 de mayo de 2007

momento converse


El momento Converse es un tema delicado para mi humana inestable. Ella mantiene una profunda lucha interior entre su yo alternativo-chic que le empuja a usarlas sin miramientos, y la realidad aplastante que representa ser una humana aloja-tallacuarenta. Porque seamos francos, donde esté un plataformón con el pitillo, que se quiten las zapatillas achaparrantes. Ahora que mira, yo también te digo una cosa, para ser bohemio hay que sufrir, y mi humana inestable cuando las lleva, va un poquito menos mona (en lo que a efecto-figura-alargada se refiere), pero de un fashion que te mueres.

1 comentario:

VOGUE dijo...

JAJAJAJAJ muy bueno. Estoy totalmente de acuerdo contigo talla, (espero que no te importe lo de acortar tu nombre) jejeje para estar a la moda muchas veces sacrificamos nuestro...no se como decirlo...aspecto! si, eso es. Estamos muchisimo mas monas con un zapatito o plataforma con pitis pero...queremos ir a la moda, nos calzamos las converse y! zas! la cagamos! yo tambien peco de lo mismo

que le vamos a hacer.

besitos